Un divino y alucinante encuentro…

Ratio:  / 0
MaloBueno 
Tamaño letra:

Un divino y alucinante encuentro…

Hola soy Carolina, les mando un saludo a todos mis queridos lectores, Espero lo disfruten…..

Buenas noches, mi nombre es Alejandro, soy ingeniero, tengo 30 años de la ciudad de Valencia, Venezuela, la historia que voy a contarles comenzó hace una semana y tuvo un final excepcional.

Me encontraba de viaje en la ciudad del sol amado y de pronto el domingo a medio día recibo un mensaje... Hola, estoy en valencia, aún sigue la invitación en pie?

Me quedo sorprendido y decido llamar, me atiende una chica de dulce voz y me dice, soy Susana, me dijiste que cuando estuviera en la ciudad me invitarías a almorzar... sigo sin caer en cuenta y me dice, me diste tu numero tras leer un relato mío... inmediatamente supe de quien se trataba porque le había escrito a una sola persona tras leer sus relatos. Tan solo le dije, gracias por contactarme, cuando regrese a la ciudad te aviso... pasaron los días, y estuvimos intercambiando mensajes del tipo común... Me pide unas fotos y gustosamente se las envío a su correo, le comento que sus relatos me parecieron sumamente excitantes y lujuriosos... para mi sorpresa me dice que fueron 100% reales.

Mi interés aumenta marcadamente en conocerla y así me entero que es casada, al igual que yo, y que su esposo es un ejecutivo de una firma de contadores y por trabajar en otra ciudad suele pasar mucho tiempo sola... llegado el viernes me comenta que había visto mis fotos que le parecía simpático y que si puedo responderle una pregunta un poco fuerte...

"Si hay una mujer, que está dispuesta a conocerte, y te dice que pasara el día contigo... Aceptarías?" mi respuesta no se hace esperar, por supuesto que sí, "Y tienes donde ponerla a dormir?" Le respondo... En un hotel le parece bien? "Si es su respuesta"... vuelve a preguntar... "Y no tendrás problemas" Para nada, los daños colaterales se arreglan en el camino... Me dice... entonces prepárese, porque esa mujer acepto y es mañana la salida.

Así llega el sábado, día de conocernos, nos citamos en el metrópolis y llega una catira de cabello hasta la cintura, ondulado, con un vestidito súper ligero, de tirantes que deja ver un pronunciado, redondo y abultado escote... (después me enteraría que es 36C)  digno de hacerme perder la visión entre sus senos... la dejo avanzar un poco tan solo para observar que además de su escote luce unas formidables piernas, coronadas por un divino par de nalgas.... La invito a comer, comenzamos a hablar, a intercambiar ideas, me cuenta que solo podrá quedarse hasta las 8pm, porque su esposo la iba a esperar... Pienso para mí, (Algo me dice que no vas a llegar a tiempo)... así transcurrió la comida, y fuimos a una tasca a tomar vodka con jugo de naranja, un trago, dos tragos y comenzamos a hablar de nuestras fantasías, la mía estar con dos chicas... la de ella con dos chicos... 

Le digo, ve avisando que no vas a llegar porque dormiremos en el hotel que está al frente... se ríe y comenta que no, que esa noche no, que es la primera cita... Tranquila, somos adultos y esto quedara entre nosotros, no voy a mirarte mal por dejarte llevar por tus deseos... Aprovechando el karaoke, le dedico un par de canciones, cantamos otra a dúo, estoy sentado en una silla a la altura de la barra y se coloca entre mis piernas de espalda, percibo el aroma de su piel y la sujeto de la cintura... Inmediatamente mi pene reacciona y ella lo nota con una pequeña sonrisa pícara... Va al baño, se regresa y antes de sentarse a la mesa, me planta un beso en la boca... Diciendo, eso será hasta donde lleguemos hoy... se sienta y le propongo una apuesta... Le digo...  vamos al hotel de al frente, sin compromisos, si te resistes a salir sin que pase nada, te regalo el celular que quieres cambiar... Si no te resistes, vamos a amanecer juntos.... pido la cuenta y me dice... voy a estrenar celular, pide el estribo y vámonos... 

Salimos, nos subimos a la camioneta y como cargaba una botella de tequila, ella la destapo y comenzó a echarla en los tragos de ambos... Le dije... mientras más le eches más lejos estarás del celular... Pareció no importarle y siguió haciendo el trago bomba¡¡¡ Salimos, di la vuelta y justo antes de entrar al hotel, me tuve que detener porque estaba sin camisa y sacándose el sostén, uno negro de pepas blancas espectacular (que buen gusto , ella dice... voltea que me da pena, a lo cual respondo... si te da pena no te desnudes en el carro, aguanta un poco que estamos en la puerta del hotel... subimos a la habitación, pase directo al baño a lavarme el pene en el lavamanos y cuando salí estaba tan solo con un hilo negro que dejaba ver sus espectaculares nalgas... le di un beso intenso, pude sentir sus labios y lengua traviesa fundiéndose con los míos desesperadamente, le mordía los labios, halaba su lengua a mi boca, se escapaban sus gemidos y susurros... Ahhhhhh se escuchaba de fondo proveniente de su garganta...  la voltee contra la pared, le sujete las manos arriba y comencé a besar su cuello, a morder sus hombros, a soltar mi aliento en su oído, ella volteaba la boca nos besábamos, abrazaba su cintura, se sentía durita, sus 35 años la hacían una mujer espectacular...  

Recostaba mi pene (aun dentro del bóxer) en el canalsito de sus nalgas, sentía sus carnosas pompas, movía su figura estimulándome, los gemidos y suspiros no cesaban en el fondo, era un ambiente musical que invitaba a la lujuria... ella  no aguanto más y se volteo, con la misma la arroje sobre la cama, cayó con las manos arriba y me abalance sobre ella, metí mi pierna derecha entre las suyas, mi muslo se apoyaba en su palpitante vulva, se sentía calientita, muy mojada de todo el precalentamiento y aun cubierta por el hilo negro... beso y muerdo su cuello, lo chupo, me degusto con su aroma, suelto su cuello y paso a su barbilla, la sigo torturando y ella busca mi boca para seguir besándome... me acerco a sus labios sin besarla, a poca distancia de sus labios, con mi aliento sisando sus labios entre abiertos... comienza a pedirme que la bese, que no la torture... saca la lengua buscando el encuentro, la hago esperar, no acudo a su llamado de unir mis labios a los suyos, ella se desespera, se mueve como posesa, la sujeto de las muñecas y paso mi lengua por la comisura de sus labios, sus senos estaban turgentes, con los pezones desafiantes, no puedo evitar la invitación de esos globos a ser lamidos y me voy hasta ellos...  recorro el contorno de sus senos, acerco mi boca a estos y dejo salir mi aliento sobre sus pezones, ya comienza a pedirme con gemidos y susurros que se los termine de lamer, no me hago esperar la sujeto de las muñecas firme contra la cama y voy directo a tomar entre mis dientes uno de ellos, eso causo un efecto electrificante que la hizo estremecer, pase de uno a otro alternadamente con mis manos y boca... Los aprieto con mis manos, los uno y dejo escapar mi lengua por el canalsito que forman... que divino se sentían... mi pierna seguía entre las suyas, ella metía la mano por mi bóxer y masturbaba mi pene, lo agarraba con fuerza, queriendo exprimirlo antes de tiempo...  

Sentía su humedad crecer, era como tener algo caliente en el muslo, me separe de golpe la voltee boca abajo y fui directo a sacar su hilo con ambas manos, mordí sus nalgas, le di un par de nalgadas y aumentaron sus gemidos... ya preso de la desesperación, me arroje en su canalsito separe sus carnosas nalgas y le sople, haciendo círculos, desde la abertura de su vagina hasta el ano, cerradito, rosadito y divino... saque la punta de mi lengua y comencé a recorrer sus entrenalgas, lamia su ano, ella ya no se movía, brincaba como una yegua salvaje, metí mi mano entre sus piernas, sujete su pubis para atraerla hacia arriba al tiempo que mi dedo pulgar fue a encajarse dentro de su vagina y mi lengua en su ano... con mi mano izquierda arañaba su espalda y alaba su cabello... Esa fue la guirnalda que le hacía falta al pastel, estallo con gritos, AHHHHHHHHH... ESTOY ACABANDO¡¡¡ ME ESTAS MATANDO DE GUSTO.... SIGUE POR FAVOR... NO PARES.... SIENTO QUE ME VOY A ORINAR... que sacara mi dedo y metiera mi pene... seguí sin oírla hasta que ella se volteo desesperada, se había transformado, sus ojos eran de lujuria pura, arranco mi bóxer, sin preámbulos metió mi pene en su boca, con fuerza, me sujeto las bolas y me atraía hacia ella, como queriéndome arrancar el pene, se fajaba en mi glande, hacia círculos, tenía cuidado de no morderme, chupaba sin parar, tenía la boca jugosa... su saliva llenaba mi pene, mis venas se inflaban y mi glande se ponía más grande a cada estrujón de ella... ella quería protagonizar... pero me entro el demonio hay acostado boca arriba con ella entre mis piernas, con mi miembro en su boca y su cabello en mi abdomen, le pase mis manos hasta su espalda y comencé a penetrarle la boca al mismo ritmo que una follada vaginal... ella se sorprendió, me miro a los ojos y al ver mi cara de satisfacción, volvió a bajar su mirada y siguió en lo suyo... metía mi pene en su boca a un ritmo frenético, ya no importaba si rozaban los dientes de ellas o no... Estrujaba mis testículos, caía su saliva por los costados de mi miembro, movía su boca, se escuchaba el clásico CHAAP, CHAAP, CHAAPPP, su saliva llegaba a mis bolas, le sujetaba el pelo con una mano y con la otra me las arreglaba para agarrar sus tetas... me estaba dando un gusto divino que pensé me haría venir en su boca...

Pero¡¡¡¡ y en eso suena su teléfono, se recompone un poco, sube hasta la cabecera de la cama, quedando de espaldas a mí, y me dice, es mi esposo...

Alo¡¡¡ al momento de decir esto, vi su espalda, su trasero a la altura de mi pene mojado lleno de saliva y entieso de la sesión de hacia segundos, ella estaba con la espalda arqueada hacia el frente... sus nalgas sobresalían, el cabello sobre el colchón..  y mi excitación... que no soporte y termine de acercarme y en una sola embestida le penetre la vagina desde atrás... Sentí su respingo y pausa al hablar al momento de entrar mi pene en ella, entre como en un allanamiento, dándole duro desde el principio... Sus siguientes palabras fueron medidas con la voz estremecida por la sensación de la penetración, a propósito afinque el ritmo mientras ella se esforzaba por improvisar una mentira, su vos era una mezcla de cordura y lujuria, faltaba nada para que ella se desplomara por las sensaciones de estarla penetrando incesantemente, mis manos intensificaban sus sensaciones, su seno izquierdo estaba siendo atendido por mi mano zurda y derecha tenía la imbatible misión de masturbarle el clítoris hasta hacerla gritar... la conversación duro como 2 minutos, tiempo en el cual nunca deje de afincarme, le abrí la pierna derecha con mi mano derecha y su totona se abrió mas, pasaba mis dedos desde el pubis hasta sentir mi pene, la atraía hacia mi... su voz se le quebraba y se le hacía más dulce... al colgar la llamada fue el detonante de ella, nuevamente grito como sola en el desierto...

AAAAAAAHHHHHHHH, prendió un motor en sus caderas y acabo en un sonoro orgasmo, diciéndome que era malo que no parara, se volteo, presa de la excitación, sin miramientos, se montó sobre mí y pidió que no me moviera, comenzó a menear sus caderas a un ritmo frenético, muy intenso, sus senos se bamboleaban, le decía frases que sabía la harían volver loca...  vamos amor, mueve la totona, que rico se siente tu chochito mojado, me tienes la paloma encharcada con tu flujos, le daba palmaditas en sus senos,  la sujete entre los hombros y el cuello y la recosté de mi pecho... volví a acelerar el ritmo, tenía mi boca en su oído diciéndole, que rica estas, me encantan tus nalgas, mueve ese culito que quiero soltar mi leche dentro de ti... al mismo tiempo que metía mi dedo del corazón que había estado en el clítoris en su boca, me lo chupo como queriendo quedárselo en su boca para siempre... y lo saque, lo lleve hasta el canal de sus nalgas, donde resbalo entre estas hasta llegar a su ano mojado por sus flujos vaginales, unas vuelticas por fuera, unos movimientos de follada con el dedo... hasta que su ano comenzó a comerse mi dedo sin remedios, lo vibraba dentro de ella, sentía la dureza de mi pene en su agujero vecino... ella gemía mas, como queriendo llorar de la desesperación... aproveche la posición de la mano y pegue mas mi pubis al suyo, haciendo mas profunda la penetración y el contacto con su clítoris... ella intentaba zafarse, salirse de mi pecho, pero no la dejaba, hasta que nuevamente con el dedo en su ano volvió a anunciar su venida... Nuevamente sus fluidos mojaron mi pene, sus gemidos y jadeos eran música para mis oídos (en lo particular me vuelve loco una mujer que le dé rienda suelta a sus suspiros, gemidos, alaridos, gritos,etc)...

La deje recuperar el aliento, aun con mi pene adentro y me pidió que la colocara de perrito...  la visión era magnifica, su trasero, su cabello sobre la espalda, junte sus piernas, levanto la cola e introduje mi pene en ella nuevamente, inmediatamente supe que así acabaría, estaba estrechita, mi pene rosaba la parte superior de su vagina y se cerraba su aro vaginal... eso, mas mi dedo pulgar hurgando su backdoor.. me hizo acelerar el ritmo en unas y otras termino de tenderse en la cama, sujete sus muñecas arriba de su cabeza, el Angulo de penetración era súper intenso y le seguía diciendo cosas al oído... me vas a hacer acabar, quiero derramar mi lechita dentro de ti, que rica cuquita tienes, esta calientica, cerradita... sus gemidos, el morbo, las sensaciones, ella pidiéndome que la llenara, que quería sentir mi semen adentro... la termine de sujetar... tense mi espalda despegándome un poco de ella... termine de entrar hasta el fondo y descargue el peso de mis bolas dentro de ella... le bese el cuello, la espalda, acaricie su nuca.. permanecimos unos instantes de esta forma hasta que me dijo... ahora déjame dormir... estuvo súper rico, eres un hombre divino... A lo cual respondí, gracias, igualmente, lo hiciste divino... 

Se quedó dormida en menos de 5 minutos... para ella había terminado la noche... el único problema... yo sufro de insomnio... así que a las 11:00Pm, tan solo estaba por comenzar la batalla¡¡¡